DESPENALIZA EL SENADO EL ADULTERIO.
Viernes 25 de Marzo de 2011
La infidelidad en el matrimonio dejará de ser delito. El Senado aprobó este jueves despenalizar el adulterio al considerar que las relaciones extramaritales no significan un “daño grave, de riesgo o peligro para el ofendido”, pero se mantiene como prueba para los procesos en materia civil aplicable, en donde los códigos locales aún necesiten de esta causal para iniciar un proceso de divorcio.

La bigamia se mantendrá sancionada en el derecho punitivo mexicano. La reforma establece que el tipo penal es “anormal”, porque la sustancia del mismo es “subjetiva”.

Según el Instituto Nacional de Psiquiatría, en México uno de los principales motivos para acudir al sicólogo es una decepción por infidelidad, pero no hay una base de datos sobre el daño sicológico causado por infidelidad. Los senadores coincidieron en que el adulterio era un tipo penal “anormal”, pues para sancionar al inculpado en cuestión se le tenía que atrapar infraganti y en la casa habitación del cónyuge.

Con 69 votos a favor y una abstención se ha acordado suprimir el artículo relativo al adulterio que establecía prisión hasta de dos años y privación de derechos civiles hasta por seis contra los culpables por el hecho cometido en el domicilio conyugal o con escándalo.

El adulterio podrá no ser delito, pero sigue siendo pecado en la Iglesia católica, porque no son lo mismo las leyes civiles que los mandamientos de Dios, en donde se establece claramente que no se debe cometer una relación fuera del matrimonio, subrayó el vocero de la Arquidiócesis Primada de México, Hugo Valdemar.