"Bendice" asamblea priista reformas energética y fiscal de EPN
Lunes 04 de Marzo de 2013 hrs.
Los priistas convocaron a su 21 asamblea Nacional, en donde se dieron cita, según cifras estimadas, cuatro mil 200 delegados en el país. Aparte de gobernadores, senadores, diputados federales y locales, presidentes municipales y dirigentes de sector, además de la militancia en general proveniente de las 32 entidades de la República. No cabía un alfiler en el Centro Banamex, recinto donde se celebró este evento partidista.

Y quien encabezó justamente esta Asamblea Nacional del PRI, no podría ser otro que el propio presidente de México, Enrique Peña Nieto, quien fue recibido por el presidente del CEN del PRI, César Camacho Quiroz.

La algarabía y la fiesta por el encuentro no podían faltar. Todos trataron de tomarse la foto con Peña Nieto, o de perdida tocarle la mano. Algunos lo lograron, otros se conformaron con agitar la mano entre cada una de las delegaciones del país, las cuales recorrió en un gesto de solidaridad por su presencia.

La razón de la cita, no era otra que buscar la aprobación, el consenso de esos cuatro mil doscientos delegados del dictamen de las reformas a los documentos básicos de ese partido político.

Cambios básicos para documentos básicos del partido tricolor, los cuales consisten en quitar los candados, que impedían a los priistas la posibilidad de discutir la aplicación del Impuesto al Valor Agregado (IVA) en alimentos y medicamentos.

Uno de los puntos que se aprobaron, fueron los cambios a su redacción para permitir la entrada de capital privado a Petróleos Mexicanos, además de apoyar las iniciativas a favor de la competencia en el sector de las telecomunicaciones y contra los monopolios.

Un punto relevante para la renovación del PRI dentro de su estructura es el hecho de la aprobación en esos estatutos para reducir el tamaño del Consejo Político Nacional, que pasará de los mil 200 que existen en la actualidad a solamente 700. Lo cual quiere decir una reducción de 500 miembros que dirán adiós. Del mismo modo, se aprobó una nueva estructura de la Comisión Política Permanente, que se reducirá drásticamente de los más de 200 integrantes en la actualidad a solo 47 miembros.

Seguramente la pelea y la batalla por pertenecer tanto al Consejo Político Nacional del tricolor, como a la Comisión Política Permaenete, será de máscara contra cabellera. Todos querrán pertenecer a ambos, en un intento de estar cerca de los elegidos y de las decisiones de la cúpula del poder de los priistas. Pero, las posibilidades se han aminorado y la competencia aumentado.

Otros puntos que se aprobaron durante la Asamblea priista fue el surgimiento del Movimiento PRI.MX, el cual será un organismo especializado para invadir las redes sociales e Internet, así como la novedosa y útil -si se le da el curso debido- ,a la creación de la Secretaría de Adultos Mayores y grupos vulnerables.

Uno de los puntos aprobados que dejó con cara de what?? a los gobernadores del país, fue la posibilidad de llamar a cuentas a los malos gobernantes priistas. Seguramente, no se darían a basto la Comisión especializada en ese tema para sentarlos en el banquillo, pero, como solo existe la “posibilidad” no la seguridad, todo regresó a la calma "roja".

Para terminar su Asamblea, los “rojos” se despedían en medio de abrazos, sonrisas, promesas y sueños. Eso sí, todos aprovecharon para hacer su “luchita” en sus aspiraciones futuras con los “meros, meros”. No todos llegaran pero, el intento....se hace.